lunes, 11 de enero de 2016

Empezamos bien...



  
Carlitos aún creía en los Reyes pero -estaba claro- no confiaba en ellos. Si no, no hubiera hecho lo que hizo; si Carlitos hubiera confiado en los Reyes no hubiera secuestrado al Niño Jesús.

En el belén, San José tenía las manos levantadas al cielo como pidiendo una explicación y la Virgen miraba, desolada y meditabunda, el pesebre vacío.

Volveréis a ver al Niño si Melchor me trae la Wii -rezaba el mensaje de atropellada caligrafía que encontraron bajo la mula.

El Nacimiento cada vez estaba más alborotado. Los pastores y la lavandera se acercaron al portal para interesarse por lo ocurrido; convocaron una concentración silenciosa junto al río y regresaron mansamente a sus sitios. El centurión romano peinó con un par de legionarios musgo y cartón piedra sin ningún resultado. Melchor buscó inútilmente en sus alforjas el trasto que pedía aquel mocoso.

Despedíos del Crío si llamáis a la policía terminaba la nota.

Dejaron la Wii junto a los zapatos.

No durmieron en toda la noche: no tenían muy claro que Carlitos cumpliera su promesa.

En fin.


Aster Navas, Un chico prometedor

30 comentarios:

Miriam Pérez dijo...

A los pocos días los padres de Carlitos recibieron otra nota, donde decía que ningún niño podía quedarse sin regalos por eso la Wii que pedi no era para mi sino para el niño Jesús, ya que este quería una y sus padres no podían regalarle siempre lo que el deseaba y casi nunca recibía regalos debido a su economía. Por esto Carlitos pensó que así tendría esa "ilusión" y la alegría de recibir regalos al igual que todos los niños. Los padres de Carlitos se enorgullecieron al ver la bondad de su hijo porque ningún niño perdiera esa ilusión y la alegría en sus sonrisas.

Alba María Moreno dijo...

Al día siguiente, cuando Carlitos vio su wii, todavía no estaba seguro de devolver al niño, así que revisó completamente el regalo, que todo estuviera bien. Seguidamente con ayuda de su padre, que no sabía nada del asunto del niño Jesús, montaron todo y después de jugar dos partidas al juego de motos, se decidió a devolverlo.

Cuando por fin lo dejó en su sitio, dejó con el un pequeño papel que decía..


Soy un niño de palabra.

Chema Peralta Garzón dijo...

Al dejar el objeto, Carlitos ansioso de tener su wii , dejó al niño y fue a por ella. Abrió la caja y no encontró nada más que piedras. Le tendieron una trampa , huyó antes de que la policía pudiera atraparle , se sentía abandonado , asqueado , pensaba que lo habían tomado por tonto. Carlitos descubrió la cruda realidad de la vida y cómo no te puedes fiar de nadie.
-Han pasado dos años desde que no conseguí mi wii ,-dijo Carlitos-,no pasa nada, en este lugar no la necesito, tengo almohadas por paredes y no hay enchufes para evitar suicidarme , hay enfermeras que me cuidan, no sé por qué no me desatan , así no necesitaría ayuda, odio este lugar... aguantaré, en algún momento me tendrán que soltar.

Andrea García García y María Cristina Guerrero Zafra dijo...

Un chico prometedor continuará...
A la mañana siguiente Carlitos se despertó y vio que la Wii estaba debajo del árbol de Navidad, y devolvió al niño Jesús al pesebre. Desde entonces Carlitos todos los años amenazaba a los padres del niño Jesús a cambio de más regalos, llegó un momento en el que los Reyes Magos se cansaron de tantas amenazas y no volvieron a dejarle ningún regalo bajo el árbol.
Después de una larga charla con sus padres, Carlitos se dio cuenta de que todo lo que había echo estaba mal, y escribió una carta a los Reyes Magos pidiéndole disculpas. Estos aceptaron sus disculpas y Carlitos comenzó a portarse bien durante todo el año y el día 6 de enero recibió sus merecidos regalos.

Ana Santiago y María Ruz dijo...

En fin.
Carlitos decidió no devolver al niño,ya que había conseguido lo que quería y ahora poseía algo mas. Los reyes magos al ver que no estaba el niño decidieron castigar a Carlitos y le quitaron la wii. Carlitos pasó la peor navidad de su vida por su mala conducta.
Cuando Carlitos vio que no tenía el regalo que había pedido decidió abandonar al niño en la calle pensando que así le devolverían su regalo, pero eso no ocurrió.
Cuando Carlitos se despertó de su sueño fue corriendo hacia el belén para ver si se encontraba el niño, al ver que todo había sido un sueño, pudo abrir el regalo que él esperaba.

Marina Martínez dijo...

Carlitos se despertó al día siguiente observando que su petición había sido aceptada y por tanto el devolvió al niño Jesús al Belén.
Pero por desgracia el niño Jesús habia sufrido bastante durante su estancia escondido entre la ropa sucia de Carlitos y decidio darle una lección.
Carlitos al dia siguiente se despertó muy pesado y le dolia todo el cuerpo...abrio los ojos y encima de su cabeza se encontro con otra wii al igual que por encima de todo su cuerpo. Bajo y toda la casa estaba llena de consolas, en todas ellas con una nota del niño Jesus diciendo - Me alegro que ahora creas en los reyes magos, pero de ahora en adelante creeras en mi ya que los proximo regalos te los tendras que ganar por tu cuenta no con amenazas o siempre ocurrira lo mismo. PD: espero que pases buena tarde recogiendo el desorden, Feliz año.
Carlitos fue castigado por sus padres por el desorden y por robar todas esas consolas, desde entonces no se volvió a hacercar al Belén

María Amparo Fernández, Lucía Rodríguez y Cristina Muñoz dijo...

Chico prometedor el fin

Carlitos a la mañana siguiente vió la wii y este tuvó una sensación de remordimiento por haber secuestrado al niño jesús. Por esto, decidió entregarle el niño a sus padres y además darle la wii al niño. Después de hacer todo esto él comprendió que la emoción que se tiene al hacer un bien y tener unos padres que te quieran es mucho mayor que tener un regalo.

Víctor Mena dijo...

Sus padres tuvieron durante esas horas de desvelo tiempo para pensar en si regalarle la Wii. Como él les estaba chantajeando era la mejor opción. De repente, al padre se le ocurre la idea de comprar por la mañana antes de que se despertase Carlitos otro niño Jesús para así demostrarle a su hijo que no iba a conseguir siempre lo que él quisiera. Así pues, por la mañana mientras el padre fue a devolver la Wii, su madre fue a una tienda que vendía figuritas de belén. Al despertarse Carlitos vio cómo no obtuvo su capricho y cómo el niño Jesús se encontraba en el Belén.

Francisco José Benítez Moriana dijo...

Los Reyes Magos llegaron a un acuerdo con esta familia y le explicaron el porqué le era muy complicado conseguir ese deseo a Carlitos.
La explicación era que en el mundo hay muchos niños y que si tuviera que conceder ese deseo, tendría que hacerlo con todos los niños.
El padre y la madre le llegaron a entender y se lo explicaron de la manera más fácil para que lo entendiera Carlitos.
Carlos aceptó y los padres le dieron el Niño Jesús, los Reyes Magos a cambio le concedieron un deseo a Carlos, él deseó que todos los niños del mundo tuvieran un regalo para estas fechas.

Carlos Rodríguez Gutiérrez y Elena Gutiérrez Morata dijo...

UN CHICO PROMETEDOR

Carlitos aún dormía, mientras el niño Jesús estaba dentro del armario gritando, o al menos lo intentaba, ya que estaba amordazado. Los reyes magos estaban sentados en el sofá, tomándose el vaso de leche y los polvorones que les había dejado Carlitos, hacían bastante ruido, y el niño se despertó y tras caminar por el pasillo se asomó al salón. Allí encontró la Wii y a los tres reyes magos. Estos le suplicaron que entregara su rehén, y Carlitos sin pensárselo dos veces fue a sacarlo del armario. Tras salir del armario volvieron al salón y este fue entregado a sus majestades. La cara de Carlitos se iluminó, y una siniestra sonrisa de oreja a oreja apareció en su cara y les dijo:
-¿Estaba rica la leche?- preguntó.
Los reyes se miraron algo preocupados y antes de poder decir nada, Carlitos volvió a hablar.
-He puesto veneno en vuestra leche, si os interesa seguir viviendo mas os vale traerme ahora mismo un Iphone 6S Plus y una PlayStation 4, ¿vale? - les dijo amenazante.
Los reyes, con cara de desesperación, se apresuraron en buscar lo pedido por el crío y se lo llevaron a cambio del antídoto. Estos se tomaron rápidamente este brebaje y jamás volvieron a llevar regalos a casa de Carlitos.

Fin.

Ana Santiago y María Ruz dijo...

En fin.
Carlitos se lo contó todo a su madre. La madre espantada de lo que había hecho su hijo decidió darle una lección, cuando llego el día de reyes mintió a su hijo diciéndole que los reyes no habían llegado a casa , a causa de lo que hizo . Carlitos empezó a llorar sin consuelo y decidió devolver al niño y pedirle perdón . Su madre al ver que había aprendido la lección le dio su regalo pero con la condición de que no volviera a cometer ningún otro tipo de maldad .

Marta Rodríguez Hidalgo dijo...

UN CHICO PROMETEDOR (FINAL)

Carlitos se fue con el niño y lo encerró en una caja. Al acostarse empezó a soñar con el demonio, que iba a ir al infierno si no devolvia al niño. Carlitos se asustó muchísimo y comenzó a sudar sistarse nervioso y de pronto despertó y pego un gran grito, sacando de la caja al niño:
-Mama devuelve al niño gritó Carlitos.
Carlitos comenzó a gritar pidiendo perdón y que no quería ir al infierno. Los reyes se dieron cuenta de su arrepentimiento y al final le trageron la Wii que tanto deseaba, con una nota que decía:
-Somos los tres reyes magos y esta vez te has salvado, la próxima vez que hagas algo malo te quedaras sin regalos para el resto de tu vida. FIN

adrian jimenez dijo...

Carlitos se levantó de la cama aquella noche de reyes y cuando llegó al salón todavía no tenía ningún regalo debajo del árbol de navidad. Por ello rompió a llorar desconsoladamente despertando a sus padres que dormían en la habitación de alado. Sus padres al ver a su hijo llorar decidieron darle un escarmiento, para que no volviera a ocurrir lo sucedido.
Al día siguiente Carlitos volvió a su habitación tras un largo día con la familia y encontró su habitación vacía por completo, con una nota que decía "tu nos quitaste nuestro bien más preciado y nosotros te los quitamos todos". Carlitos estaba preocupado no sabia como explicar a sus padres esa situación, pero acabo diciéndoles la simple y pura verdad. Sus padres al escucharla empezaron a reír y les dijo que habían visto sus cosas en el sótano junto a una caja de una consola.

Jaime Manuel Baltanás García dijo...

Al despertarse carlitos dejó en el pesebre del belèn al niño Jesús.Pasaron la horas, pero los organizadores del belèn se dieron cuenta de que había un problema, que el niño Jesús era de porcelana, y no era el niño que estaban buscando, ya que, el que buscaban era un niño de verdad. Más tarde, la mamà del bebé, que era la virgen María, apareció con el bebé en los brazos, y explicó que Carlitos no había raptado al bebé, si no que se había salido del pesebre y se había ido a gatas y se había metido debajo de la mesa del panadero. Después del maletendido todos jugaron a la Wii con Carlitos, pasaron buena tarde y merendaron. Finalmente todo volvió a la normalidad.


FIN.

Elena y María Sigüenza Toledo dijo...

UN CHICO PROMETEDOR.

Tras la amplia e intensa investigación,los legionarios dieron la terrible noticia a María y José,el futuro del niño Jesús estaba en las manos de los tres Reyes Magos.
La noche de reyes Carlitos se preparó para el intercambio con los Reyes.Cogió la figurita del niño y se plantó frente al belén.María y José se apresuraron pero Carlitos no les permitió verlo.
Todo marchaba sobre ruedas para Carlitos,pero lo que este no sabía es que todo el portal de Belén guardaba un as en la manga.
Los tres Reyes Magos entraron por la ventana del salón con la Wii en sus manos, dejaron la consola bajo el árbol de navidad y le pidieron a Carlitos que les devolvieran al niño Jesús.Cuando Carlitos intentó acercarse cayó de bruces al suelo y rápidamente Baltasar corrió a coger al niño,que reía a carcajadas por el ajetreo que tenía.
Los legionarios sujetaron a Carlitos con sus pequeñas pero fuertes cuerdas y le impusieron un castigo.
Para Carlitos todo estaba resultando muy extraño y ver a las figuritas del belén reteniéndole hizo que Carlitos se despertára de una profunda e intensa siesta tras haber tirado todo el portal de Belén al suelo.

Noelia Sampedro y Cristina Munuera dijo...

Carlitos a la mañana siguiente, observa con ilusión la Wii que le habían dejado los reyes en el árbol; ahora le tocaba a él cumplir su parte del trato.
Carlitos siendo un poco avaricioso, se aprovechó de la situación y empezó a pedir más regalos como un iPhone 6,un iPad...
Los reyes, metidos entre la espada y la pared, sufriendo por el niño Jesús, le dieron lo que pedía. Tras esto, los reyes decidieron asaltar la casa de Carlitos, mientras éste estaba en el colegio.
Los reyes removieron toda la casa, buscando a su querido niño, pero se fueron con las manos vacías. Desilusionados tras lo ocurrido, dejaron pasar el tiempo, y así pasaron los años, uno detrás de otro, por lo que se acabó la Navidad. Esto creó una gran revolución en las personas que creían en la Navidad. Carlitos, triste, decidió devolver al niño a sus respectivos padres aunque el niño Jesús tenía 12 años.

Natalia López Serrano dijo...

Carlitos al acostarse, reflexionó sobre lo que había hecho, no estaba muy seguro de que Melchor le trajera la Wii. Después de estar un buen rato pensándolo, decidió que a la mañana siguiente cuando se despertara llevaría al Niño Jesús a su sitio, donde verdaderamente le correspondía.
El día de reyes, Carlitos fue directamente hacia el Belén sin pasar por el árbol de navidad, donde estarían los regalos, él estaba decidido que no le iban a traer nada por su mala conducta. Al dejar al Niño Jesús se dirigía tristemente hacia su cuarto, cuando de repente se dio cuenta que había un regalo el cuál ponía su nombre, él enloquecido lo abrió y felizmente volvió a creer en los Reyes Magos. Melchor se había dado cuenta que no hizo mal en dejarle la Wii en los zapatos.
Carlitos prometió no secuestrar más al Niño Jesús por un capricho de él.

Nuria Duque y Maria Isabel González dijo...

UN CHICO PROMETEDOR.(FINAL)
A la mañana siguiente, Carlitos se despierta y ve un cartón que pone Wii al lado de los zapatos. Todos estaban convencidos de que devolvería al niño Jesús al ver su regalo, pero no ocurrió eso, el niño al ver el trozo de cartón al lados de los zapatos se cabreo mucho, en ese momento dejo una nota:"No hagáis el tonto o el niño Jesús no aparecerá". Todos se miraron unos a otros como extrañados, sin saber lo que pasaba. Los padres se dieron cuenta de el niño estaba descontento y fueron a la tienda a por la Wii, y lo dejaron debajo del árbol. Carlitos a ver la caja debajo del árbol devolvió al niño al pesebre y todo volvió a la normalidad. Por ello los padres no volvieron a poner el Belén en casa, solo lo ponía la abuela, la cual cada año tenia que comprar un niño Jesús por que desaparecía.

Virginia Expósito y Rocío García. dijo...

UN CHICO PROMETEDOR, continuación...

Tras una oscura y desolada madrugada, los primeros rayos de luz alumbraron la Wii del pequeño. Este escuchó un gran alboroto que provenía del pesebre en el que impacientes esperaban su respuesta. Carlitos sorprendido al ver su Wii, decidió devolver a Jesús y fue ahí cuando entabló una profunda conversacion con él.
-¡No quiero volver a sufrir, aquello era un delirio! comentaba Jesús.
-¿Por qué? ¿No anhelas tu familia? contestó Carlitos.
-No quiero volver a ser el típico muñeco en el que solo piensan en Navidad. Quiero que mi regalo de Reyes sea no volver a la realidad.
En este momento se dio cuenta que lo verdaderamente importante no era lo material sino la felicidad de los demás. Por ello, decidió mantener a Jesús con el resto de sus muñecos y devolver su deseada Wii.

Natalia de la Fuente Gutiérrez dijo...

Carlitos despertó aquella mañana con la mayor tranquilidad del mundo ya que sabía que encontraría su preciada Wii bajo el árbol , pues una Navidad sin el niño Jesús no es una Navidad. En Oriente , los Reyes Magos se sentían angustiados ante el trato que habían hecho con Carlitos. Pasaron horas y horas hasta que un mensajero les entregó a sus majestades una carta. Una carta con una letra espantosa que sin ninguna duda era de Carlitos. En la carta ponía los siguiente:
"Reyes Magos,gracias por la Wii , mi amigo me ha dicho que el niño Jesús es muy importante, entonces por eso no lo voy a devolver hasta que tenga todos los juguetes del mundo"

Esta carta preocupó mucho a los Reyes Magos y se preguntaban como poder recuperar algo tan preciado de las manos de un niño que tenía ahora mismo todo el poder.Tras muchas horas pensando , decidieron hacerle una trampa a Carlitos , lo llevarían a una habitación llena de juguetes,cogerían al niño Jesús y después harían desaparecer todos los juguetes. Al día siguiente llevaron a Carlitos a la habitación y cuando les entregó al niño Jesús , los Reyes hicieron desaparecer los juguetes y se marcharon corriendo. Carlitos se sintió triste y enfadado , los Reyes le habían engañado, ahora si que no confiaría en ellos nunca.
Con el paso del tiempo , Carlitos tenía tanta rabia que cada año al llegar la Navidad , se dedicaba a mentir y a quitar la ilusión a todos los niños del mundo. Carlitos es conocido actualmente como " EL LADRÓN DE LA ILUSIÓN" y uno de sus mejores amigos es "EL GRINCH" y los dos juntos tratan de destruir la Navidad, así que ya sabes, si alguna vez te los cruzas, yo que tú, intentaría evitarlos...

José Domingo Luque Lara dijo...

Cuando llego la mañana. Carlitos se acerco al pesebre, cuando vio la Wii se le ilumino la cara
dejo al niño Jesús en el pesebre, cogió la Wii y se marcho. Sin intercambiar una sola palabra con los padres del niño Jesús. Ni una sola disculpa salio de la boca de Carlitos. Este estubo toda la tarde jugando con la Wii, sin pensar en el daño que le había ocasionado a los padres del niño Jesús. Cuando llego la hora de cenar y lo llamo su madre para que saliera de su cuarto. Carlitos apago la Wii y se acerco a la mesa.Los padres empezaron a hablar de una noticia que había salido en televisión de un hombre que había robado a un niño y pedía un rescate por el. Sus padres empezaron a decir que una acción así no tenía perdón. Carlitos al escuchar esto se sintió muy mal por lo que había hecho. No termino de cenar cuando se levanto de la mesa, fue a su cuarto, guardo la Wii en su cajeta y se acerco al pesebre la dejo en el centro de este con otra nota que decía lo siguiente (Lo que he hecho no tiene nombre ya que para conseguir un juguete no debería haber llegado a ese límite,ruego que me perdonen aquí les dejo la Wii y les prometo no volver a hacerlo).
Tras esto se fue a su cama y se durmió. Al levantarse se acerco al pesebre la Wii seguía allí y con ella una nota diferente al abrirla la carta decía (aceptamos tus disculpas no hace falta que nos devuelvas la Wii. Sabemos que as aprendido una lección nunca la olvides)
Desde ese día Carlitos aprendió que hacer una maldad nunca lleva a nada bueno porque dañas a las personas y a ti mismo también.

María Rivilla Garzón dijo...

Asustados e inseguros por lo ocurrido, aceptaron la petición del niño por tal de recuperar a su hijo. El niño volvió a enviar una carta con el lugar y la hora a la cuál debían de presentarse. San José y la Virgen María poco antes de dicha hora emprendieron camino al lugar donde habían acordado con el niño. Y al llegar allí, por sorpresa, no encontraron a nadie, sólo y únicamente un punto rojo con una nota, San José y la Virgen preocupados, se abalanzaron a por el papel, pero... Carlitos astuto ¡le había tendido una trampa! Cayeron en un pozo poco profundo, y una vez atrapado, Carlitos cogió la Wii y salió disparado con el niño Jesús. Horas más tarde, Carlitos recapacitó y se dio cuenta de que lo que estaba haciendo no le llevaba a ningún lado y que lo estaba haciendo mal, y tras su meditación sobre su actuación, cogió al niño y volvió al lugar donde estaban atrapados San José y la Virgen. Honrrado y arrepentido los ayudó a salir y se disculpó por su mala conducta y por todo lo ocurrido, tal que así le delvovió la Wii.
- Espero que hayas aprendido de esta escandalosa escena - dijo San José.

Miguel León Martínez dijo...

Sus padres estuvieron pensando cuál era la mejor solución , ya que si le daban la wii se saldría con la suya y creería que por las malas se consigue todo, por lo que decidieron hacer otra cosa. Llego el gran día, y Carlitos estaba esperando su regalo, fue corriendo al salón y debajo del árbol se econtraba su " wii" se puso muy contento obviamente pero no se esperaba lo que estaba apunto de suceder.
Sus padres le tenían una sorpresa poco agradable, Carlitos se fue a probar su wii que se había ganado con el sudor de su frente, cuando abrió la caja se sorprendió al ver que lo que parecía una wii era simplemente la caja de la wii con un mensaje dentro que decía : " Actuando de esa manera solo conseguirás cosas malas". Carlitos se sintió muy mal, al mismo tiempo que también estaba bastaste enfadado, pero aprendió la lección de que con chantajes y malas acciones no se consigue nada positivo. FIN

Javier Moreno Ortega dijo...

Pero el rey Melchor, como siempre previsor, tendió una trampa al pequeño raptor, de modo que en el papel de regalo que envolvía el regalo echó una resina especial, a la cual, el niño quedaría pegado y no podría disfrutar a modo de castigo por la atrocidad cometida. La virgen compasiva, cándida y benévola hizo que Melchor abortara la misión ya que consideraba que no había que rebajarse a su nivel, sino que había que mostrarle que lo que hizo no estaba bien ya que causaba mucho dolor a una familia y hacerle ver que las cosas no se obtiene por la fuerza sino hay que ganárselas.
María se situó al lado de la Wii, durante toda la noche y protegida por un ejército por si la situación se truncaba, hasta que Carlitos cogiera el regalo, para que en el momento en el que pusiera la mano sobre el presente se llevara una reprimenda de la Virgen, y como madre que es haría entrar al pequeño en razón y hacerle prometer que no lo haría más, puesto que sino utilizaría la mejor herramienta que posee una madre, "La Zapatilla".
De esta manera, el problema se resolvió de manera pacífica y con un final feliz para todos.

Francisco Miguel De la Fuente Canalejo dijo...

Carlitos había dejado al niño Jesús encerrado en un cuarto y le había puesto un capitulo navideño de los Simpsons, sus padres no sabían nada de esto pues estaban en la planta de abajo preparando la cena.

"No te preocupes, si me dan la Wii te soltaré""-Le susurró Carlitos al niño Jesús.

Carlitos bajó ha cenar a toda prisa, y cuando vió al lado de los zapatos del cuarto de baño una caja blanca, no dudó en abrirla, era su Wii, cenó en menos de diez minutos y esperó a que sus padres se durmiesen, cogió su triciclo, montó al niño Jesús y se dirigió a Jerusalén, tardó 120 días, como euros costó su preciada Wii.

Adrián Amaro dijo...

Al día siguiente Carlitos estaba esperando su wii y se paso la tarde entera busandola. Al no poder encontarla recurrió a lo único que se le vino a la cabeza, empezar a secuestrar figuras del belén hasta que recibiera la tan ansiada videoconsola. Primero empezó con los reyes magos ya que los consideraba los personajes más importantes, los días siguientes cogió a la virgen o a San José y a tal llegó su desesperación que empezó a secuestrar figuras primero cada hora y después cada cinco minutos.

Carlitos ya pensando que no recibiría su regalo se empezó a sentir triste y se fue a dormir más pronto de lo común. Al despertar sus ojos no daban credito a lo que veían las figuras habían montado un belén gigante ocupando gran parte de su habitación. Él se empezó a encontar nervioso aunque su habitación estaba preciosa el no dejaba de pensar cómo iva a de explicarle esto a sus padres. sin más dilación decidió contarle la simple y llana verdad, al hacerlo sus padres empezaron a reir y le dijeron que habian visto una caja de una consola en el sótano. Carlitos no pudo contener su entusiasmo y fue corriendo al sótano, encima del regalo había una nota que ponía "tenías que desearlo mucho para poner tanto esfuerzo" -Los reyes Magos.

Cristina Garcia Armenteros dijo...

Los padres temerosos, no querían que Carlitos se saliera con la suya, que aunque se porte mal y haga esas cosas al final tuviera su wii. El niño Jesús empezó a llorar, estaba asustado, no conocía a Carlitos, y es normal en los bebes, que lloriquen cuando añoren a sus padres, Carlitos nervioso sin saber que hacer con el le dio uno de sus juguetes, para ser mas exactos, su juguete favorito, su primer regalo de reyes, sus dos peluches de su serie favorita, el niño Jesús sonriendo le dio a Carlitos uno de los peluches para que jugara con el, Carlitos lo cogió y lo miro detenida mente, y recordó lo que sintió cuando en ese día tan esperado de reyes sintió cuando abrió ese preciado regalo, era su primer juguete, al menos del que era consciente que era un regalo, lo que eran los reyes y que era suyo. Entonces entendió lo que era la magia de la navidad, esa ilusión por ese inesperado regalo, por no saber que iba a ser lo que abría debajo de ese papel de colorines, entonces cogió al niño Jesús, junto a sus dos peluches y bajo al salón, lloriqueando y pidiendo perdón le explico a sus padres todo lo arrepentido que estaba.

Aster Navas dijo...

Gracias por imaginar a Carlitos.
Un fuerte abrazo.

Pedro Mañas dijo...

La wii estaba al lado del árbol, los padres estaban a la espera de que la navidad volviera a ser lo que era con el niño en su sitio. Cuando Carlos se despertó vio el regalo, en inmediatamente cumplió lo que prometió, dejó otra vez al niño en su sitio haciendo así que todo volviera a la normalidad, pero cuando Carlos abrió el regalo se encontró con una sorpresa, la caja estaba llena de piedras y una nota que decía: Con los reyes magos no se juega.

Mariajosé Peña Moreno dijo...

Como he dicho antes, Carlitos no confiaba en los reyes magos, pero ¿como creer en algo y no confiar en ello? penso él, nunca se había planteado esta pregunta y tampoco la idea de que mereciera la pena haber echo este hurto.Lo verdaderamente cierto era que para Carlitos, no era importante el regalo sino el querer de una vez por todas saber creer y ala vez confiar, algo que para el resto de los niños era tan fácil, para él era casi imposible y digo casi porque al final el rey melchor por la noche le envió una nota a Carlitos diciendo que no hacia falta que devolviera el niño jesus puesto que en sus corazones ya residía el el espiritu navideño que consisitia precisamente no solo en creer, sino también en confiar. Con todo esto Carlitos se conmovió , decidió regresar al belén el niño jesús y lo más importante, aprendió a creer y confiar ala vez. FiN